Kynodont Clínica Dental

¿Cómo ahorrar en el dentista?

 


Dra. Andrea Porta Jimenez

Dra. Andrea Porta Jiménez
Odontóloga, atención al paciente en tratamientos de conservadora y cirugías menores (recorte de encía, extracciones…), periodoncia (curetajes), apoyo en cirugías de implantología.


Como bien sabemos, más vale prevenir que curar. Por ello, la mejor forma de ahorrar dinero en la visita al dentista es evitando visitarlo más de lo necesario.

Para lograr esto, hay que cuidarse la boca. El coste de un empaste se puede evitar con una buena higiene bucal una o dos veces al año y una buena revisión. Si el empaste se complica, también se complicará el tratamiento y aumentará su coste. No hay mejor ahorro que evitar estos problemas con una buena prevención.

Se puede decir que la odontología preventiva puede ayudar a los pacientes a mantener una boca y cuerpo saludables y a disminuir sus gastos odontológicos a través de cuidados dentales preventivos y mayor número de visitas de control rutinario.

Consejos para ahorrar en el dentista:

  1. Cuidar la salud bucal: para cuidar la salud y el bolsillo, es esencial mantener una limpieza adecuada y visitar al dentista dos veces al año y prevenir tratamientos más complicados y en consecuencia más caros.
  1. Comer fruta y verdura: Caramelos, dulces, patatas fritas, refrescos… Todos ellos son enemigos de la dentadura, si se toman en exceso. Son alimentos ricos en azúcar, almidón o ácido fosfórico, que se adhieren a los dientes con facilidad y contribuyen a la formación de placa dental. Es conveniente consumir este tipo de alimentos con moderación y sustituirlos por frutas y verduras, que ayudan a disminuir el deseo de dulces. Así, comer frutas y verduras se convierte en un eficaz truco para ahorrar dinero en dentistas.
  1. Tener buena higiene bucal: Si de verdad se quiere ahorrar el dinero del dentista, no hay que prescindir de utilizar un buen cepillo e hilo después de cada comida. El hilo dental es esencial, pues la causa principal de la enfermedad periodontal y la caries está en la placa bacteriana que permanece en los dientes incluso después de lavarlos. Utilizar hilo dental ayuda a combatir las bacterias restantes.
  1. Ir al dentista desde la infancia: Una forma efectiva de ahorrar, y al mismo tiempo evitar posibles complicaciones a largo plazo, es visitar al dentista desde pequeños. Para ello es necesario terminar con la fobia al dentista. Si los niños se acostumbran desde que tienen pocos años, no tendrán miedo e irán al odontólogo con la misma naturalidad con la que acuden a cualquier otro especialista.
0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.